Héroes: Diario de Diseño. Uso de Puntos FATE


Los puntos FATE otorgan a los jugadores la habilidad de tomar un poco de control del juego, ya sea dándole a su personaje bonificaciones cuando crea que las necesita, o bien tomando el mando de una pequeña parte de la historia. También sirven como "combustible" para el uso de los Aspectos y de algunas Proezas. Como varían tanto el juego, es útil tener fichas o cuentas para representarlos. Los puntos FATE representan el control del propio destino del personaje y su capacidad de influir en el mismo. Un personaje gana puntos FATE cuando el destino "conspira" contra él a través de sus problemas (representados por sus Aspectos).

USO DE LOS PUNTOS FATE
Los personajes pueden, en cualquier momento, gastar un punto FATE para obtener una bonificación, Invocar un Aspecto, Etiquetar un Aspecto, Realizar una Declaración o activar una Proeza.

Obtener una Bonificación
Se puede gastar un punto FATE para añadir 1 punto a cualquier tirada de dados, o para mejorar un esfuerzo (como un ataque o una defensa) en 1 punto. En la práctica, ésta es la forma menos potente en la que usar un punto FATE. Normalmente obtendrás mejores resultados dándoles una de las otras aplicaciones que se explican más abajo. (La mayoría de los Narradores desechan esta regla una vez que los jugadores se sienten cómodos usando los Aspectos; queda a su criterio si quiere usarla o no).

Invocar un Aspecto
Los Aspectos, son las cosas que realmente describen al personaje y su lugar en la historia. Cuando tengas un Aspecto que se pueda aplicar a una situación, puede ser Invocado para obtener una bonificación. Una vez que hayas tirado los dados, puedes elegir uno de tus Aspectos y describir cómo lo aplicas a la situación. Si el Narrador está de acuerdo en que es apropiado, puedes gastar un punto FATE y hacer una de estas dos cosas:
  1. Volver a tirar el dado y usar el nuevo resultado, o…
  2. Sumar 2 a la tirada final (después de que todas las tiradas hayan sido realizadas).

Puedes hacer esto múltiples veces para una misma situación, mientras tengas múltiples Aspectos que sean aplicables a ella. No puedes usar el mismo Aspecto más de una vez en el mismo uso de la Habilidad, pero sí puedes usar el mismo Aspecto en varias tiradas diferentes a lo largo de una escena, costándote un punto FATE en cada uso.
 
Etiquetar un Aspecto
Las escenas, los otros personajes, los escenarios y otras cosas importantes pueden tener sus propios Aspectos. A veces son obvios, y otras, no tanto. Los jugadores pueden gastar un punto FATE para Invocar un Aspecto que no tienen en su propia hoja de personaje, pero que existe en la escena o en otro personaje, siempre que sepan de qué Aspecto se trata. A esto se le llama Incorporar un Aspecto, y está desarrollado en detalle en el capítulo de Aspectos.

Por norma general, Etiquetar el Aspecto de alguien o algo requiere algo más de justificación que la Invocación de tu propio Aspecto. Para Aspectos de escena, debe de hacerse de alguna forma que realmente ponga de manifiesto o revele lo que el Aspecto sugiere. Para los Aspectos de los oponentes, el jugador necesita conocer dicho Aspecto en primer lugar, y depués jugarlo. Por ejemplo, durante una persecución en un bosque frondoso, un personaje podría tratar de Etiquetar el Aspecto "Sombrío" del bosque, deduciendo que un bosque frondoso lo será. En el caso de Aspectos de otros personajes, lo normal es averiguar primero si tienen el Aspecto, con una tirada apropiada que lo revele o porque se le ha visto usarlo antes. Si un personaje Invoca un Aspecto propio delante de otros y su uso es obvio, lo normal es que todos los presentes sepan que ese personaje posee el citado Aspecto.  

Activar una Proeza
Algunas Proezas tienen efectos particularmente potentes, y requieren del gasto de un punto FATE cuando se usan. En ese caso, se dejará claro en la descripción. Ver la sección de Proezas para más información.
 
Realizar una Declaración
Se puede usar un punto FATE y hacer una Declaración. Si el Narrador la acepta, entonces será un hecho. Esto da al jugador la habilidad de realizar pequeñas cosas en la historia, algo que normalmente sólo podría hacer el Narrador.

Normalmente, estas cosas no pueden ser utilizadas para cambiar drásticamente el argumento o ganar una escena. Declarar "El dragón cae muerto de un paro cardíaco" no solamente sería rechazado por el Narrador, sino que ni siquiera sería divertido. Para lo que realmente es útil es para crear coincidencias muy convenientes. ¿Tu personaje necesita una cuerda pero no la anotó en su equipo? Usa un punto FATE y ¡Ya lo tienes! Resultará que la cuerda estaba realmente al fondo de la mochila, o que el personaje tropezará con ella de alguna manera. ¿Está sucediendo algo interesante por ahí y puede que tu personaje se lo pierda? ¡Gasta un punto FATE para declarar que llegas dramáticamente en el momento más apropiado!

Tu Narrador tiene poder de veto sobre el uso de las declaraciones, pero existe un secretito: si las usas para hacer algo que haga que el juego sea más divertido para todo el mundo, el Narrador normalmente dará mucha más libertad que la que te daría si fuera algo aburrido, o, aún peor, algo egoísta.

Como regla general, tendrás mayor indulgencia del Narrador si realizas una Declaración que sea coherente con uno o más de tus Aspectos. Por ejemplo, el Narrador pondrá trabas al hecho de permitir que un personaje gaste un punto FATE para tener un arma tras haber sido cacheado y desarmado. Sin embargo, si puedes hacer mención a tu Aspecto de "Siempre Armado", o describes cómo tu "Belleza Turbadora" distrae la atención de los guardias hacia áreas inapropiadas, entonces es más normal que el Narrador te dé más margen. En cierto modo, se parece a la invocación de Aspecto, pero sin tirada de dados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Escribe tu mensaje a continuación. Por favor, se respetuoso en tus comentarios.